VIOLENCIA DE GÉNERO

1/3
027-stop bullying.png
En 2019 hubo más de 700 denuncias por violencia de género a menores de 18 años.

Hoy por hoy, la violencia de género está considerada como la manifestación más brutal y extrema de desigualdad entre hombres y mujeres que existe. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) la violencia contra la mujer constituye un grave problema de salud pública y una violación de los derechos humanos de las mujeres.

En España en 2020, 1 de cada 2 mujeres han manifestado haber sufrido algún tipo de violencia machista en su vida. Entre las adolescentes, en el año 2019 hubo más de 700 denuncias por violencia de género a menores de 18 años. Y es que la violencia de género tampoco se puede indicar a una franja de edad determinada, ya que cada vez más se observa actitudes de violencia hacia las adolescentes más jóvenes, como por ejemplo, a través de redes sociales.

VIOLENCIA DE GÉNERO EN ADOLESCENTES

1/3
001-cyberbullying.png
Los adolescentes son un colectivo especialmente vulnerable frente a la Violencia de Género.

El Ministerio de Sanidad, reconoce que la población juvenil y adolescente resulta ser un colectivo especialmente vulnerable frente a la Violencia de Género y puede ser muy frágil en muchas situaciones de maltrato psicológico u otras formas poco visibles de violencia. En ese mismo estudio se indica que “aunque nuestra juventud, en un 96% entre las mujeres y en un 92% entre los hombres, considera inaceptable la violencia de género, no todas las formas de violencia de género suscitan el mismo rechazo, ni todos los comportamientos que constituyen maltrato son identificados como tales.

VIOLENCIA DE GÉNERO EN LAS REDES SOCIALES

1/3
025-sexting.png
Se produce generalmente sin que haya coincidencia física, la reiteración se convierte en la estrategia de invasión de la intimidad utilizada por los acosadores.

Las redes sociales pueden ser una gran forma de comunicación, de hecho, hoy en día, para la gente joven es la forma más fácil de relacionarse y comunicarse. El problema aparece cuando las redes sociales comienzan a ser un lugar donde poder ejercer la violencia de género, algo que se está comprobando últimamente que ocurre mucho entre parejas jóvenes.

Podrían ser signos que indican que se está produciendo violencia digital los siguientes:

•             Acosar o controlar a tu pareja usando el móvil

•             Interferir en relaciones de tu pareja en Internet con otras personas

•             Espiar el móvil de tu pareja

•             Censurar fotos que tu pareja publica y comparte en redes sociales

•             Controlar lo que hace tu pareja en las redes sociales

•             Exigir a tu pareja que demuestre dónde está con su geolocalización

•             Obligar a tu pareja a que te envíe imágenes íntimas

•             Comprometer a tu pareja para que te facilite sus claves personales

•             Obligar a tu pareja a que te muestre un chat con otra persona

•             Mostrar enfado por no tener siempre una respuesta inmediata online